Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Carga pesada cero emisiones en Colombia

TRANSPORTE DE CARGA: Carga pesada cero emisiones en Colombia
Xiomara Benitez

¿Qué tan amplio es el mercado de los vehículos eléctricos en Colombia?

Carga pesada el desarrollo de camiones eléctricos avanza a gran velocidad. Por ejemplo, empresas como Nikola Motor y Bosch ya han prometido dos tractores Cero Emisiones para 2021 con una potencia superior a los 1.000 CV. ¿Qué tan amplio es el mercado de los vehículos eléctricos en Colombia?

 

El objetivo de Tesla es demostrar que los vehículos eléctricos para transporte pesado pueden comercializarse a un precio razonable, frente a otras alternativas energéticas sostenibles, y que el único obstáculo, al menos por el momento, es que no existen infraestructuras de carga adecuadas.

Entre los fabricantes tradicionales, Daimler Trucks ha iniciado la electrificación de su oferta, comenzando por los camiones de distribución, y ya hay en circulación un prototipo eléctrico Mercedes-Benz para 26 toneladas, mientras que en Portugal ya comenzó la producción de los primeros Fuso eCanter.

La principal ventaja de un camión Cero Emisiones, junto al nulo impacto medioambiental, son los reducidos costos, que equilibran el mayor PVP inicial, una diferencia que puede verse reducida si los clientes se benefician de las ayudas oficiales para la compra de vehículos eléctricos.

Los informes señalan que al menos 48 % de los trayectos que realizan los camiones en el ámbito intraeuropeo son inferiores a los 300 kilómetros, lo que provoca que los transportistas apuesten inicialmente por la energía eléctrica en recorridos cortos donde el vehículo siempre tiene cerca su base.

Lo anterior significa que la ampliación de las infraestructuras de recarga y una mayor capilaridad de las mismas daría un ‘empujón’ a los vehículos eléctricos en general y a los camiones en particular, haciendo que ganen rápida- mente cuota de mercado, lo que en opinión de los responsables comuni-tarios debería ir unido a políticas institucionales de apoyo tanto a fabricantes como a usuarios.

Finalmente, se pretende incluir a los camiones eléctricos en la categoría de Vehículos Limpios, lo que significaría que habría presupuestos comunitarios hasta 2020 para promover la electrificación en el transporte de mercancías. Además, se considera que las norma-tivas de los países deberían contemplar un incremento impositivo para los camiones diésel, y beneficios (gratuidad en los peajes) para los eléctricos.

CRECE EL MERCADO EN EL PAÍS

2019 se perfila en Colombia como un buen año para el segmento de vehículos híbridos y eléctricos. Según la Asociación Nacional de Movilidad Sostenible (ANDEMOS), a febrero se registra el mejor desempeño con una variación positiva del 448,4 % frente al mismo mes de 2018, acrecentando sus cifras a 170 unidades.

La marca KIA sigue como líder con 44 nuevos registros, mientras que Renault y Audi, con 34 y 30 unidades, respectivamente, ocupan el segundo y tercer lugar, teniendo en cuenta que en lo que va corrido del año se han matriculado 246 vehículos.

“El segmento de híbridos y eléctricos tuvo un impresionante incremento en febrero, lo cual es una noticia muy buena para los colombianos y nos indica que podemos alcanzar una movilidad sostenible en el país si continuamos fortaleciendo la política pública. Cabe recordar que Colombia lidera las ventas de vehículos eléctricos en Latinoamérica”, asegura Oliverio García, presidente de ANDEMOS.

Y es que el mercado ha ganado espacio a los similares a combustión, pese a que su penetración sigue siendo baja con respecto a los mismos: primero, por su elevado precio, y, segundo, por el desconocimiento de esa nueva tecnología y porque investigaciones internacionales han mostrado la ansiedad que se genera por el miedo a quedarse varado debido a una batería agotada.

Por su parte, en el primer semestre de 2018, en Colombia existían 754 vehículos eléctricos y 1729 motos, cifra menor frente a los 5,8 millones de carros y 8 millones de motos, aunque generosa gracias al crecimiento del 174 % en ventas hasta agosto de 2018, sumando los híbridos.

Ventajas

El alto precio de los carros eléctricos se ve compensado en los diferentes beneficios que representan a futuro economía y comodidad en el uso.

  • Exención de pico y placa en algunas ciudades.
  • Reducción significativa en gastos de mantenimiento, pues no requiere operaciones propias de los motores a combustión, como revisión de sistemas de refrigeración o cambio de aceite.
  • Aceleración más rápida.
  • La ya mencionada reducción en el gasto de repostaje.
  • Mayor eficiencia motriz, que se traduce en un menor consumo de energía para realizar el mismo esfuerzo.
  • Exención de pago de aranceles.

Camión eléctrico E-Fuso Vision One durante su presentación en el IAA Commercial Vehicles Motor Show. Hannover, Alemania -2018

PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Recarga

Puntualmente, los carros eléctricos se pueden recargar de tres maneras. En primer lugar, conectarlo a un tomacorriente doméstico de 110V, para lo cual se requerirá un adaptador especial, pues la mayoría de estos vehículos traen cables para enchufes de 220V. Bajo este sistema, la recarga total de las baterías puede tomar un tiempo entre ocho y 10 horas.

Otro método es la carga rápida en estaciones públicas de recarga, de las que ya hay varias dispuestas en Bogotá, Medellín y Cali, gracias a la iniciativa de empresas como Codensa y EPM. Allí, el carro se puede recargar en 80 % durante 30 minutos.

Costo

Según las marcas y las compañías proveedoras del servicio de energía eléctrica, las recargas durante un mes pueden representar un incremento de entre $30.000 y $60.000 en la factura de la energía, cifra que es notablemente más baja que los $200.000 que en promedio se deben gastar mensualmente en combustible para un vehículo con motor a gasolina o diésel.

Recorrido

Hasta cerca de 300 kilómetros que ofrecen los modelos de vehículos más grandes, completos y sofisticados que se venden en el país. Y esto tiende a aumentar, pues ya están apareciendo en el mercado mundial carros eléctricos con autonomías entre 500 y 600 kilómetros.

Documentos

Los mismos que para cualquier otro vehículo que circule en el territorio nacional. Estos son: la correspondiente tarjeta de propiedad, el SOAT vigente y, pasados seis años de uso, una revisión técnicomecánica especial en la que se especifique el carácter eléctrico del vehículo por el cual no emite gases contaminantes. Se debe contar con licencia de conducción de categoría A1.

Baterías

Usualmente están fabricadas para una vida útil estimada en 10 años.

ELÉCTRICO O DIÉSEL, ESA ES LA CUESTIÓN…
Desventajas

Eléctrico

Peso de las baterías: una de las principales desventajas de estos coches es el peso de sus baterías. Aunque ha habido avances tecnológicos, para obtener menor peso y mayor autonomía las baterías de un Tesla Roadster, por ejemplo, pesan 450 kilogramos.

Vida útil de las baterías: un conjunto de baterías para un coche eléctrico puede tener una vida útil que oscila entre los 160.000 y los 200.000 kilómetros, lo que, sumado a su alto precio, representa una gran desventaja.

Rendimiento en bajas temperaturas: las baterías de automóviles eléctricos aún presentan serios problemas cuando son exigidas en condiciones de temperaturas muy bajas, presentando una notoria pérdida de eficiencia.

Autonomía: este es un tema relacionado directamente con las baterías, su tamaño y la tecnología utilizada. La autonomía de los coches eléctricos es aún limitada en comparación con un motor de combustión interna. Aunque ya se cuenta con coches que ofrecen hasta 600 kilómetros de autonomía –lo cual resulta ideal–, se trata de vehículos de alta gama.

Diésel

Precio: históricamente el precio de un vehículo con motor diésel es bastante más alto en comparación con el de un motor de gasolina. Aun cuando puede balancear este hecho con el bajo consumo y la durabilidad del combustible en comparación con su similar, la diferencia de costo entre ambos puede llegar a ser considerable.

Mantenimiento: los cuidados perió-dicos deben ser mucho más frecuentes que el de cualquier otro, pues si no se hacen con regularidad, pueden llegar a ser altamente contaminantes.

Peso: un motor diésel es mucho más pesado que uno de gasolina, pero debido a su relación peso-potencia no se le da tanta importancia, aunque sigue siendo una desventaja.

Velocidad: motores más lentos, aunque los desarrollos tecnológicos han hecho que estos puedan generar velocidades similares a las de un motor de gasolina.

Reparaciones: la mano de obra, así como el costo de partes/repuestos, es más costosa aun cuando también es menos probable que sea necesario hacer cambios de piezas, pues su tecnología, durabilidad y frecuenta de mantenimiento contribuyen en reducir el riesgo.

Ruido: con todo y los avances de hoy, los motores diésel siguen siendo más ruidosos que los de gasolina.

Fuente: Revista Logística

Imagen: Archivo Revista Logística

Ver artículo original

Volver a página de inicio